615621009 (Whatsapp) fisiotorremolinos@gmail.com

¿Tienes hiperlaxitud articular?

Quizás este término nos resulte algo desconocido, y la primera vez que nuestro fisioterapeuta nos indica que somos hiperlaxo, no es más que como vulgarmente decimos, una persona con elasticidad.
La laxitud, o distensión de los ligamentos de las articulaciones, nos permite un rango mayor de movilidad. Dónde la rigidez determinada por la musculatura, es menor en este tipo de personas.
La Hiperlaxitud también es conocida como “Síndrome de Hipermovilidad Benigno” existen otras patologías que presentan Hiperlaxitud como son el Síndrome de Ehlers-Danlos, es un grupo de alteraciones a nivel genético que afectan a los humanos provocado por un defecto en la síntesis de colágeno. O el Síndrome de Marfán, que se caracteriza por un aumento de la longitud de los miembros.

Causas de la hiperlaxitud

thumb_C-VII-2-003Es posible que la alteración del colágeno y la elastina, que atribuyen la capacidad de elasticidad y plasticidad de los tendones, ligamentos y músculo se vean afectadas produciendo alteraciones a las estructuras proporcionando mayor  flexibilidad, que podría utilizarse en beneficio para desempeñar alguna actividad, como tocar un instrumento y la danza. Pero a su vez mayor posibilidad de lesión puesto que hay más fragilidad, mayor probabilidad de torceduras y esguinces, y peligro de ruptura.
Esta característica prevalece en mujeres más que en hombres, color de piel caucásicas, una frecuencia de 10-15% en la población. Algo relativamente frecuente.

Signos y síntomas

  • Dolor en Músculos y Articulaciones.
  • Crepitaciones o “Chasquidos” articulares.
  • Luxaciones articulares.
  • Mayor incidencia de tendinitis, capsulitis.
  • Lumbalgias.
  • Escoliosis.
  • Pie plano.
  • Artrosis de Rodilla.
  • Varices.
  • Hernias.
  • Ansiedad y depresión.

 

Recomendaciones:

  • Los ejercicios de relajación y estiramiento,como los que se realizan en el Yoga son beneficiosos para dominar y controlar tu cuerpo.
  • Evitar deportes extremos o de contacto directo. Boxeo, Full-Contac, etc.
  • Ejercicios de fortalecimiento muscular, con poca carga. Pilates con Implemento.
  • Ejercicios isométricos.
  • Evitar la vida sedentaria.

 

Acude a tu Fisioterapeuta, para que compruebe mediante unos ejercicios y maniobra, tu grado de hiperlaxitud, y sigue sus consejos.
error: Content is protected !!