615621009 (Whatsapp) fisiotorremolinos@gmail.com

Aprende sobre la cervicalgia y sus soluciones

La cervicalgia es la enfermedad que conocemos popularmente como dolor de cuello (en fase aguda, la denominamos tortícolis) y puede tener derivaciones en otras partes del cuerpo, ya que puede desviarse hacia la cabeza y generar los dolores comunes en esa zona o por los brazos (cervico-braquialgia).

A grandes rasgos, es importante que detectemos los síntomas propios de la cervicalgia, pero no basta con tratarlos, sino que hemos de centrarnos en las causas de este problema de salud, que pueden ser diversas: degeneración discal, contracturas musculares, artrosis…

craneo-sacralEn cuanto a los síntomas, toma nota de los siguientes: dolor en el cuello y complicaciones en sus movimientos, adormecimiento y hormigueo en las manos y los brazos, mareos…

Ten en cuenta que se pueden producir inflamaciones en esta parte tan flexible y relevante de la columna vertebral, en la cual se da una gran cantidad de movimientos. Ya sabes que en esta zona confluyen huesos, tendones, ligamentos y articulaciones, por lo que es tremendamente sensible.

 

Por lo tanto, es fundamental que el médico repase la historia clínica de la región cervical. De esta manera, podrá darte un diagnóstico acertado y ponerte el consiguiente tratamiento. Valorará tanto los dolores como las posturas y sensaciones que se experimentan en otras partes del cuerpo. El estado de los músculos y nervios, por otra parte, puede ser comprobado mediante pruebas de RMN, electromiografía y TAC.

A grandes rasgos, las soluciones, una vez establecido el diagnóstico, pueden pasar por un tratamiento conservador o o por uno quirúrgico. Como te imaginarás, el primero es el más común y se basa en algunas técnicas de la fisioterapia deportiva. Y es que un fisioterapeuta está capacitado para dar un masaje deportivo de cuello, el cual favorece tanto la movilidad de la zona como la relajación muscular. Asimismo, la aplicación de terapias de calor, agua y presión se puede combinar con estos métodos de fisioterapia. La higiene postural se conseguirá mediante sillas ergonómicas y la corrección de hábitos, como levantar peso excesivo, perjudiciales. Los ejercicios de rehabilitación también pueden tener peso en un programa paliativo. Y, por último, podemos echar mano de analgésicos, antiinflamatorios y relajantes.

Por otra parte, también has de contemplar la posibilidad de que se tenga que llevar a cabo una intervención quirúrgica. No son muchos los pacientes que pasan por este tratamiento. En este aspecto, un estrechamiento óseo del canal vertebral o disco herniado podrían obligarte a someterte a técnicas de cirugía destinadas a disminuir la presión en las raíces nerviosas o en la médula espinal. En caso de que la gravedad sea alta y exista riesgo de parálisis, debido a una fractura o luxación, es posible recurrir a la cirugía, de forma que se estabilice la presión que sufre la columna vertebral en determinados traumatismos.

 

Centro de Fisioterapia Torremolinos S.L.

www.fisioterapiatorremolinos.com

Calle Rio Bergantes 14 – 29620 Torremolinos (Málaga)

CITA POR WHATSAPP: 615621009 –  Teléfono: +34 952386876
Correo electrónico: fisiotorremolinos@gmail.com

 

 

Unidad de Tráfico
Asistencia gratuita para Lesiones provocadas en
Accidentes de Tráfico y Gestión de Indemnizaciones

http://www.fisioterapiatorremolinos.com/unidadtrafico

 

 

error: Content is protected !!